Lujo y magia: Ranking de mis productos de Charlotte Tilbury

viernes, enero 17, 2020

¡Hola reinas! Feliz 2020. Soy yo, ¿o cada año se pasa antes? No sé de que es señal que esté diciendo esto pero, ¡qué velocidad! Aunque no me voy a quejar porque para mi, 2019 ha sido un año MARAVILLOSO de muchísimo crecimiento y superación en un montón de aspectos y 2020 pinta todavía mejor, a ese año en el que va a crecer todo lo que empezó el pasado. Así que, me muero de ganas.

Pero aquí hemos venido a hablar de otra cosa. Y ese otro tema es, ni más ni menos, que mi ranking personal de los productos que tengo de Charlotte Tilbury. Y es que por Instagram últimamente os la enseño mucho y no es para menos: actualmente es mi marca favorita de maquillaje. Es maravillosa, de una calidad excelente, unos packaging de quitar el hipo... ¡Y cruelty-free! Así que si, ¿cómo no iba a posicionarse como una de mis marcas fetiches? (Aunque a decir verdad, actualmente encabeza la lista).

Y por ende debéis de saber algo ya: Todo lo que tengo actualmente de Charlotte Tilbury me encanta. Así que podríamos decir que todo son productos favoritos (ya sabéis que si algo no me gusta, me deshago de ello). Pero, entre todos ellos, tengo mis preferencias y eso es lo que vamos a estar posicionando. De entre mis favoritos, mi top top top al que es un poco menos... top.


#1 Starry Eyes to Hypnotise Palette

De todo lo que tengo de Charlotte Tilbury, esta paleta es sin lugar a dudas la joya de la corona. La joya azul adornada de Swarovski (¿soy la única que nunca sabe escribirlo y tiene que buscarlo? Por el amor de...) por cierto. El cielo estrellado lleno de polvo de estrellas. Me puedo seguir poniendo poética, pero creo que habéis captado el concepto. Me encanta, me alucina, me tiene enamoradísima.
Es la paleta de edición limitada por Navidad de 2019 y, aunque al principio no me hacía tantos ojitos, un día que la vi en persona caí totalmente rendida. Y menos mal porque, me hubiera dado un jari si me quedo sin ella.

Me gusta todo. Su packaging y formato, alargado y fino es un placer. Tanto para guardar como para manejar, no sé explicároslo. Si habéis tocado productos de Charlotte Tilbury sabéis de qué os hablo, deben fabricarlos con brujería, porque otra explicación no tiene. Por dentro está divido en cuatro esquemas de color: Happy Glow (más suave y neutro), Love Glow (más dorado/rosado con un punto frambuesa), Dream Glow (todo brillo con sombra verde) y Seduce Glow (el trío más mágico de la Vía Láctea como mínimo).

La calidad de las sombras es excepcional, mantequilla pura. Apenas tienen caída y pigmentan de diez. Los colores son una preciosidad y si bien me gustan todos, me he sorprendido a mi misma buscando mucho el trío Seduce Glow para hacer un ahumado en ese negro-azul-noche y la sombra de al lado, plateada azulada que quita el hipo. Literalmente, el brillo que tiene parece polvo de piedras preciosas sobre el párpado. ¡Un alucine!

En definitiva: es versátil, tiene muchas combinaciones de colores y las sombras mate justas para crear cualquier look. Las sombras con brillo tienen una formulación que las hacen únicas sobre el párpado, es cosa de que podáis probarla, de verdad.

No me enrollo más con ella, actualmente es mi paleta favorita... No solo de Charlotte Tilbury si no de toda mi colección.


#2 y 3 Airbrush Flawless Finish Foundation & Magic Away Liquid Concealer

No podía decidir cual de estos dos productos me gusta más así que los voy a poner juntos. Actualmente, a pesar de que encabecen los puestos de mis productos favoritos de Charlotte Tilbury, en realidad he tenido que aprender a usarlos para que lleguen a este punto y, cuando ocurre, ya no hay vuelta atrás.

La base Airbrush Flawless Finish Foundation ha sido el último lanzamiento en cuanto a bases de maquillaje. Tiene un acabado natural, de alta cobertura e incorpora tratamiento de skincare en él. Como no quiero enrrollarme mucho con los detalles, os dejo un link a su web donde explican absolutamente todo de ella.

Mucha gente dice que es una base muy mate y no apta para pieles secas y yo discrepo al respecto. He tenido la piel seca y aunque actualmente la denomine "normal" la he usado con éxito en ambos casos. ¿Cómo? Pues muy sencillo, preparando bien la piel y usando una cantidad de producto adecuada. Antes de utilizar la base siempre, siempre, siempre hidrato la piel con una crema untuosa o un primer bien hidratante, como la mascarilla Jet Lag de Summer Fridays, mi crema de cabecera Protini Polipeptide Cream de Drunk Elephant o incluso mi prebase favorita, la Enriched Face Base de Bobbi Brown. Con las tres queda un acabado de piel natural, radiante y preiosa.

El otro truco reside en la cantidad. Casi nunca utilizo un pump entero porque no lo necesito. Tiene una cantidad de pigmento altísimo y cubre perfectamente todo el rostro. Si pongo un pump entero, para un maquillaje de día, puede verse la piel un poco cargada. Con medio pump y combinado con el corrector Magic Away Liquid Concealer el acabado es sencillamente perfecto. Natural, radiante y elegante. Una maravilla.

Y aquí entra el corrector. El formato es curioso con esa esponja y sale girando la base. Aunque ya hemos visto correctores con un formato parecido, este tiene algo especial. Una de las críticas que acarrea este producto es sobre su esponja y la cantidad de producto que absorbe. Yo discrepo y es que hay que saber utilizarlo. Cuando saco el producto, giro dos o tres veces la base y lo que sale me dura para tres o cuatro aplicaciones sin problemas. Si, el producto queda en la esponja, pero sellándolo bien con la tapa no se seca y personalmente, no me ha dado problemas por parecer "poco higiénico".

En cuanto a su cobertura, de nuevo es alta y cubre muchísimo sin resultar nada pesado. Si bien es cierto que recomiendo hidratar bien la zona de la ojera para evitar que se marquen pliegues. Haciendo esto, me a-lu-ci-na el acabado que tiene. Muchas veces utilizo solo el Magic Away Liquid Concealer para hacer la base entera de la piel y el combo con la base Airbrush Flawless Finish Foundation es mágico.

Por cierto, mis tonos son: 2 Neutral de la base y 03 del corrector y ambos me quedan clavados.


#4 Charlotte Darling Palette

Otra paleta encabezando la lista, ¡si! Y es que hace poco, Charlotte Tilbury lanzó esta mini paleta de seis sombras inspiradas en el atardecer de Ibiza, donde reside de vez en cuando ella. El formato de esta paleta es igual al de las Naked de Urban Decay pero es todo lo que ellas nunca fueron: Preciosa, versátil y especial.

De un tamaño ideal para viajar, cuenta con dos tríos de sombras que, si tenéis la paleta de las Navidades de 2018 podéis ahorraros pero, si no, os recomiendo encarecidamente. Los tonos son entre rosas, melocotón y rojizos, un todo en un uno y el balance entre sombras mate y con brillos es de 3/3 lo cual es perfecto porque permite looks completamente mates o combinados y puedes elegir entre más suaves y neutros o más cálidos y potentes.

Es una pequeña maravilla y recurro muchísimo a ella en el día a día porque, ¡como para no! Admito además que estoy especialmente enamorada de la combinación de los tonos 2 y 3 del primer trío. Con un delineado marrón, es un combo perfecto y he recibido muchos cumplidos cuando me maquillo con ella, y no hay mejor señal que esta.

Si os preguntáis si se parece al quad de sombras Pillow Talk, la respuesta es no. No se parece en absoluto. Pillow Talk es más rosada suave neutra y esta es bastante más melocotón rojiza. A pesar de estar en una gama cromática similar, todas las sombras son muy diferentes entre si. ¿Necesitas ambas? Depende de lo mucho que te gusten este tipo de tonos.


#5 Instant Look in a Palette Gorgeous, Glowing Beauty

Esta es otra paleta que sacó en estas Navidades aunque sé que suele sacar similares a lo largo del año. Sinceramente, no las conocía hasta que me topé con ella y caí rendida ante su versatilidad y calidad. Y es que es una paleta completísima. Con tres sombras, un bronceador, un iluminador y dos acabados de colorete, está pensada para hacer un maquillaje en 5 minutos y que todo fluya entre si.

Aunque esta sea la teoría, en realidad cualquiera de los productos de esta paleta puede usarse como sombra de ojos por lo que... En fin, que las posibilidades son maravillosas. Y si ha escalado tan alto en este ranking es porque me gusta to-do de ella y me encuentro buscándola sin parar. Las sombras de ojos son muy, muy favorecedoras y con una o la combinación de dos, ya tienes un resultado bueno y elegante.

El bronceador a mi personalmente me encanta, más que el de su Hollywood Duo, que lo tuve también, por cierto. Es un punto más cálido pero a la vez sirve tanto para contorno y bronceador, que es como lo uso yo. Y tanto a pieles claras como la mía como un poco más morenas (mi madre es bastante más morena que yo y le he regalado la misma paleta por Navidad de lo PRECIOSA que le queda) va perfecto. Siento que se adapta al tono de tu piel y lo embellece porque a mi madre y a mi nos queda diferente pero en el mismo punto medio de calidez.

Por su parte, los tonos 5 y 6 que se corresponden a los acabados del colorete, también me encantan. Temía que se pareciera al Pillow Talk pero no. Este es un poco más rosado y puedes modularlo para que quede más intenso o más suave. El 6 CHEEK POP es rosa es casi, casi del todo mate y podemos darle un punto de glow con el 5 CHEEK SWISH y con esta combinación, ni si quiera uso el iluminador.

Y ese es el último producto del que me queda por hablar, el 7 FACE HIGHLIGHT es muy bonito, un iluminador con efecto luz sin partículas que combina genial con el Hollywood Flawless Filter pero que yo apenas utilizo porque... Apenas utilizo iluminadores. Perdonadme.


#6 Cheek to Chic Pillow Talk blush

¿Puede ser mi colorete favorito de toda la colección? Puede ser si. Los coloretes de Charlotte Tilbury se llaman Cheek to Chic y siempre vienen en dúo, un tono en el aro exterior y otro en el interior. El tono Pillow Talk, además de pertenecer a la línea “más natural” es el más famoso y vendido de la marca. Y el por qué, pues está claro en cuanto lo utilizas.
El aro exterior es un tono rosado luminoso tostado universalmente favorecedor y el del centro le da el toque dorado perfecto. Podría parecer que se puede utilizar por si solo como iluminador, pero en mi caso no porque es demasiado... subido, aunque no lo parezca.

Da un aspecto de buena cara impresionante y aporta una luz al rostro... Además el polvo es finísimo, se difumina perfectamente en la piel y se funde con ella como si fuese nuestro tono natural.

Lo que más me gusta de él es que puedo recurrir en prácticamente cualquier ocasión y va genial con casi todos los maquillajes que me hago. Así que tener un colorete que me gusta tantísimo el tono y resulta tan versátil es un lujazo.


#6 y 7 Legendary Lashes Volume 2 mascara & Full Fat Lashes

Las máscaras de pestañas son un elemento imprescindible en mis maquillajes. Puedo prescindir de casi todo lo demás, excepto de la máscara de pestañas por lo que mis expectativas son altas y que he probado varias durante este año que me han enamorado.

Primero probé la Full Fat Lashes y os comenté por Instagram lo mucho que me gustó. Deja las pestañas naturales pero dramáticas, las ennegrece y dentro de lo “natural” quedan muy, muy bonitas. De ese tipo de máscaras que si os gusta algo más soft pero potente para el día a día, os recomendaría sin dudar. No es nada pesada, a mi no me ha dejado resíduo en las ojeras y dura toooodo el día. Además se desmaquilla fácilmente. Ha sido una muy grata sorpresa.

Por otro lado, tenemos la Legendary Lashes Volume 2 o mi máscara de cabecera ahora mismo. Promete aportar muuucho volúmen y longitud y es la reformulación de la máscara clásica de Charlotte Tilbury. Si tengo el formato full size de esta fue porque en Navidad sacaron un pack con esta máscara y su icónico lápiz Rock n’ Kohl en Bedroom Black y formato mini y por el precio solo de la máscara probaba también el lápiz. ¡Y qué buena decisión! Me lancé a la piscina y resultó estar llena de agua cristalina.
Me en-can-ta esta máscara, así de claro. Me gusta para el día a día, porque yo soy muy de llevar pestañas potentes y me gusta para ocasiones especiales. Y la razón es que da mucho volúmen, curva las pestañas, las hace negras negrísimas evitando el efecto patas de araña que no puedo con él. Y he de decir que, en cuanto se condensa un poco la fórmula, todavía me gusta más. Tampoco deja resíduos en la ojera, vuelve a durar tooodo el día aunque esta cuesta un poquito más de desmaquillar. Y, como es obvio, actualmente es mi máscara de pestañas favoritas. Love you, Legendary Lashes Volume 2.


#8 Airbrush Flawless Finish Skin Perfecting Micro-Powder

Cuando llego a estos puestos tengo que aclararos algo, me es MUY dificil hacer un ranking porque, de verdad, todos los productos que tengo de la marca los adoro. Así que tened esto en mente cuando leáis este ranking, porfavor.

Vamos con los Airbrush Flawless Finish Podwer, o los polvos de acabado de Charlotte Tilbury. De ellos tengo que decir que buscaba un polvo fino que ayudase a difuminar poros y que fuese ligero, sin acartonar la piel. Y que controlase un poco el glow, sin perder luminosidad. ¿Lo hace? Si, si y sí. Definitivamente.
Es un polvo finísimo que se difumina solo en la piel, se funde con ella y se convierte en casi imperceptible. Controla el exceso de brillo pero sigue dejando la piel luminosa y preciosa. Con muy poquita cantidad, para mi es suficiente, y aplicando la cantidad justa de producto (aunque es dificil pasarse) la piel queda muuuuy natural sin acartonar. Es un señor descubrimiento, la verdad. Y no hablemos del packaging que quita el hipo con ese dorado. No tengo absolutamente nada malo que decir de ellos.
Bueno, si, que si sois de las que usáis mucho polvo o queréis matificar realmente la piel, no es para vosotros. Primero porque contiene “poca” cantidad y veréis como vuela, si usáis mucho polvo y segundo porque no matifica, controla brillo pero deja la piel luminosa. No puedo explicároslo mejor, jeje.


#9 Eyes to Mesmerise - Mona Lisa

O las sombras en crema de Charlotte Tilbury. De momento solo tengo una y es Mona Lisa, un marrón chocolate con infinidad de destellos dorados que es preciosérrimo. Y elegí precisamente esta sombra para usarla tanto por si sola como para base de ahumados. Y es que, para mi, es difícil encontrar una sombra intensa/oscura bonita que te sirva para estas dos cosas.

Y Mona Lisa lo ha conseguido. El tono está inspirado en el claroscuro de los trabajos de Da Vinci, esa mezcla de oscuridad con los reflejos de luz dorada. Y tengo que decir que la refleja muy bien y es que es un tono único. Como sombra por si sola, me encanta. Tiene una intensidad muy alta según la aplicas y puedes difuminarla para suavizarla, y se difumina sola. Apenas tienes que hacer esfuerzo, lo cual es de agradecer en una sombra en crema. Pero no os confundáis, se adhiere muuy piel al párpado y al menos en el mío, que es normal, no se mueve ni hace pliegues. Es una pasada.

Por otro lado, como base para ahumados es igual de impresionante. Hace la sombra que pongas encima muuucho más potente y se trabaja estupendamente. Me encanta porque es versátil, de un tono precioso y creedme cuando os digo que me encuentro buscándola mucho, mucho en mi día a día.


#10 Pillow Talk Luxury Palette

Estamos llegando al final de la lista y es que, en realidad, yo sigo sintiendo que todo esto son favoritos. ¡No puedo evitarlo! Como el caso de la preciosérrima quad de sombras Pillow Talk. Es una paleta que permite hacer unos looks limitados, para qué engañarnos... Pero es TAN bonita. Tiene dos sombras mate, una shimmer y otra casi glitter y sus tonos son un rosado nude que tiran precisamente a eso, el rosa.

Como pelirroja temo los tonos rosas porque no suelen sentarme bien, pero estos... Tienen algo especial que los hacen perfectos sea cual sea tu color de pelo. En cuanto a tono de piel, ya discrepo y es que creo que este tipo de tonos en pieles medias u oscuras no funcionarán. Sobre las sombras en si, debo decir que si no llega a la calidad de paletas como Charlotte Darling o Starry Eyes to Hypnotise, es bastante buena. Y por lo que merece la pena es por sus colores, desde luego.

Permite hacer unos looks suaves del día a día, súper femeninos y luminosos. De esos looks que buscas cuando te despiertas y quieres algo rápido pero fancy o no sabes qué hacerte. Pues nunca falla,  queridas. Es mi paleta comodín, la que recurro cuando quiero verme bien sin ir llamativa, pero femenina. Y es que creo que esa es la palabra que la define. Me gusta utilizarla sobre todo para reuniones de trabajo, por ejemplo, porque da un aspecto natural pero arreglado que me flipa. O incluso para clases. Es, sencillamente, especial.

#11 Matte Revolution Lipstick - Pillow Talk / Bond Girl & Lip Cheat en Pillow Talk

Están en el puesto #11 de esta lista pero desde ya os digo que son unos labiales que utilizo a diario. La fórmula de los Matte Revolution Lipstick es una pasada. Son mate, pero cremosos y duran muuucho en los labios. No resecan, no acartonan y dejan los labios preciosérrimos. Personalmente tengo dos tonos, el primero es uno de mis grandes amores: Bond Girl. Fue de los primeros productos de Charlotte Tilbury de los que me enamoré y a día de hoy, lo tengo muuuy gastadito y me da pena terminarlo, para qué engañarnos. Y es que es el tono nude subido perfecto.

Me recuerda a el famoso Lolita de Kat von D pero en barra y en cuanto a su delineador, he encontrado que Soar de Mac Cosmetics es perfecto. Por su parte, Pillow Talk es más bien rosado. A mi me queda el tono de mi labio pero un poquito más rosado. Es de las últimas adquisiciones y, debo decir que estoy encantada... Aunque con un pero. Y es que, a pesar de que me gusta mucho, muchísimo, como he dicho a mi me queda un poco rosado lo cual no me va bien como “labial comodín” que es lo que yo me esperaba. Sin embargo tengo entendido que Nude Kate es un poco más... neutro amarronado y tengo pendiente probarlo.

En cualquier caso, el delineador Lip Cheat en Pillow Talk junto con el labial son un combo maravilloso. Me gusta muchísimo el tono de ambos (exactamente el mismo) y cómo se combinan juntos para hacer un labio perfecto. Y es que este delineador es cremoso pero sin pasarse y no reseca en absoluto. ¿Merece la pena por si solo? Creo que no, pero si tenéis el labial Pillow Talk y como yo, os delineáis el labio cuando usáis labiales de barra, entonces definitivamente si. Yo estoy encantada con él y lo uso muchísimo, tanto como su hermano en barra.

Sin duda tengo ganas de probar otros tonos, como Very Victoria. Y es que la fórmula mate me encanta, el packaging es una preciosidad, con ese estilo retro años 20. Y por cierto, acaban de lanzar la nueva colección Pillow Talk con el tono Pillow Talk en Medium que me hace muuuchos ojitos.


#12 Hollywood Flawless Filter

Si, el pobre está en el último puesto pero de todas maneras, es una joya. El archiconocido Hollywood Flawless Filter es una especie de iluminador multi propósito que sirve como primer antes de la base y aportar luz, se puede mezclar con la propia base para darle un efecto más luminoso e incluso, después de ella para aportar puntos de luz al rostro, como iluminador suave o como base para un iluminador en polvo. Y la cosa no acaba ahí, y es que como tiene una ligera cobertura, incluso podemos utilizarlo solo en los días que no nos apetezca usar base de maquillaje.

Una pasada, ¿verdad? En mi caso está en este puesto porque se me olvida utilizarlo. Gracias a la rutina facial que llevo, mi piel está bien hidratada y luminosa y utilizando una buena crema/primer antes de la base, suelen quedarme jugosas y luminosas. E incluso prescindo de iluminador... Por eso se me olvida usarlo y está en último puesto.

Aún y con esas, considero que es un producto único que todas deberíamos probar porque, como dicen las americanas, es una game changer.

Le caracteriza esa capacidad de aportar luz sin partículas brillantes de shimmer. No se las encuentras ni con lupa, es increíble el efecto luz natural que aporta.

Y eso es todo hasta el momento, reinas. Estoy segura de que caerán más cositas sobre todo al haber lanzado la nueva colección Pillow Talk de la que me llaman varias cosas... Ay, ¡esta mujer es una perdición!

¿Cuáles son vuestros productos favoritos de la marca? ¡Dejadmelo en comentarios!

Un abrazo,

Desiree Verlangen

Publicar un comentario

old

Instagram follow @desireeverlangen